Guia de viaje de

San Isidro

Qué ver en San Isidro

Si pensamos en la estación, la inmensa mayoría de las veces pensamos en las posibilidades de ski que nos puede ofrecer el lugar. Efectivamente esta es, normalmente deporte, pero podemos organizar muchas jornadas, podemos hacer muchos planes en familia, con amigos o para los niños en esta estación de Ski de San Isidro.

cambiar

Las opciones de visitas culturales o más enfocadas a la naturaleza son grandes y muy variadas en la Comarca del Alto Porma. La cultura y la historia Castreña se refleja en cada una de ellas. Os enseñamos desde Buendía Play cuáles son las más destacadas visitas que podéis hacer si estáis en San Isidro.

Cueva de Valporquero

La Cueva de Valporquero se encuentra ubicada a 52km de la Estación de San Isidro, en la zona norte de la provincia de León. Una vez en Boñar seguir las indicaciones dirección a Vecilla hasta llegar a Valporquero.  Abierta de marzo a diciembre, la belleza de esta cueva y su sencillo transitar proporcionan un punto obligado de visita para todos los que deseen pasar unos días en nuestra montaña. El recogido subterráneo de un kilómetro se atraviesa sin ningún tipo movilidades especiales. Una vez en su interior podemos disfrutar de las espectaculares estalactitas y estalagmitas, la Sala de la Gran Cascada y la Sala de las Perlas.

Puebla de Lillo

A escasos 15 kilómetros de la Estación de Esquí y Montaña de San Isidro se encuentra el municipio de Puebla de Lillo. Entre montañas, el valle alberga unas amplias zonas de bosques de hayas, robles y pinos autóctonos, uno de los más grandes de España. No os podéis perder esos dos monumentos: la Ermita de la Virgen de las Nieves construida en el siglo XVIII y el Torreón Medieval, auténtico símbolo de esta localidad. Se restauro por completo y hoy en día alberga el Centro de Interpretación de la Naturaleza. A medianos de noviembre se celebra cada año La Feria de la Matanza en la capital del municipio.

Lago de Isoba, estación de esquí San Isidro

Museo de la Fauna Salvaje de Valdehuesa,

Ubicado entre los pueblos de Valdehuesa y Rucayo, en las inmediaciones del Embalse de Porma. Recompila más de 8.000 especies de la fauna de todos los continentes, desde fauna ibérica, gigantes de Africa, hasta los más pequeños del resto del globo. Se trata de animales naturalizados (disecados) a partir de sus propias pieles. 400 mamíferos grandes y completos de todo el mundo, 200 pequeños mamíferos, 100 primates, 50 reptiles, 6000 especies diferentes de insectos y más de 2000 aves.

Museo de la Siderurgia y Minería

Otra de las opciones por las que nos podemos decantar, es la visita al Museo de la Siderurgia y la Minería de Castilla y León. El valor de este lugar, guarda mucha relación con su origen y aunque es desconocido para la inmensa mayoría, ésta fue una de las primeras siderurgias del país. Llegó en el siglo XIX como una auténtica revolución mostrando una tecnología desconocida hasta entonces, por ejemplo, un moderno horno de cok. El carbón, sin embargo, se acabó imponiendo. Esto y diversas vicisitudes condicionaron la vida de esta Ferrería de San Blas que estuvo abierta sólo 16 años. Esta historia, convertida en museo, es lo que nos espera en el Valle de Sabero. 

Lagos Glaciares

Un poco antes del pueblo de que toma su nombre, podemos hacer una parada en el Lago Isoba. La belleza del lugar es incontestable, es como una estampa perfecta del invierno, pues en los meses fríos este lago se nos muestra en muchas ocasiones cubierto de hielo.

Mas cerca de la estación, con acceso a pie desde la parte baja del mismo parking de Cebolledo empieza una pista por debajo del pico Requejines. Un recorrido de una hora (ida), con poco desnivel salvo los últimos 100 m, nos lleva hasta el famoso Lago Ausente. En invierno es una excursión sencilla con el alquiler de raquetas de nieve. El lugar ofrece unas impresionantes vistas sobre el valle del Alto Porma. Muchas leyendas se cuentan a cerca de ese misterioso lugar, una de ellas relata, que en las frías noches de invierno se pueden oír los llantos de una anciana que fue abandonada allí por su avaricia. Si nos hemos decidido aventurar en la visita al Lago Ausente, un consejo que os damos desde Buendía Play, es que si tenéis tiempo y si sois amantes de los ascensos por la montaña, os acerquéis al Pico Requejines. Desde aquí se nos muestran unas vistas privilegiadas de la Estación de San Isidro. Ah, si!. No os está haciendo una mala jugada la vista, la silueta que el lago nos enseña es misteriosamente parecida, a una niña a la que hubieran peinado con dos coletas.

El embalse de Porma

El embalse de Porma es otro de los lugares que podemos ver si decidimos pasar un día de visita en la estación de San Isidro. Es una presa de 75 metros de alto y 250 metros de largo muy conocida en la zona por los deportes de vela que aquí se practican. El viento aprovecha aquí todas las direcciones y los deportes náuticos afloran con gran éxito. De hecho, es en este embalse donde está la Escuela de Deportes Náuticos de Castilla y León.